TARTA DE POCOYÓ

17.11.15



Este fin de semana hemos celebrado el cumpleaños de mi sobrino, que la semana pasada cumplió ¡¡2 añitos!! Y esta es la tarta que le preparé para celebrarlo con toda la familia, ¡una Tarta de Pocoyó!

Éramos ¡¡27 personas en el cumpleaños!!, así que la tarta tenía que ser grande, para que hubiese ración para toda la gente, por lo que me fuí a las 30 raciones, y para ello elaboré dos pisos, uno de 23 cms de diámetro y otro 17 cms. De altura tenían ambos 12 cms, y no os quiero contar que nervios cuando llegó la hora de forrar la tarta con el fondant con la altura que tenía!. Pues al menos para mí, no es lo mismo forrar de fondant una tarta bajita que una con esta altura, pero a pesar de mis nervios quedó estupendo el fondant.

Pero claro! antes de forrarla había que preparar los bizcochos y el relleno, y dime tú ¿de que lo prepararas para que a todo el mundo guste?..... pues en ese sentido no me compliqué. Se lo comenté a mi cuñada y llegamos a la conclusión de que lo mejor eran Bizcochos de Vainilla y Relleno de Ganache de Chocolate, sabores que donde van, triunfan. ¡Y vaya si triunfaron! Prueba de ello, es que no sobró nada de nada! y no porque llegase justa, no, no,... sobraron unas 3 raciones después de repartir y volaron enseguida. 

Así que contentísima, primero por la carita que puso mi sobri al verla, ¡era todo alegría y felicidad! Le faltaban ojos para mirarla por todos los lados a mi chico, y segundo, por que gustó a todos!!
Y hoy, os voy a contar como la preparé....




TARTA DE POCOYÓ

♥ Ingredientes y elaboración

Bizcochos
Para el bizcocho en molde de 23 cms:
1 Yogur y 1/2 de Yogur Griego
6 Huevos camperos
250 gr Azúcar blanca
150 ml Aceite Girasol
450 gr Harina de repostería
1 Sobre y 1/2 de Levadura en polvo
1 Cucharadita de sal
2 Cucharadas de Vainilla Bourbon en pasta de Home Chef

Mezclamos todos los ingredientes juntos, que podemos hacerlo en la Thx o en un robot de cocina con varillas. Una vez estén todos los ingredientes bien mezclados, tenemos que dividir la masa en 3. 
Preparar el molde o los moldes, con spray antiadherente o bien con mantequilla y harina para que no se peguen los bizcochos al desmoldarlos.
Si no disponéis de tres moldes iguales (que es lo más lógico, como me pasa a mi), podéis hornear primero uno, después otro y así sucesivamente. 
Mientras se hornea uno, tapáis la masa y deberéis mantenerla en la nevera si la temperatura ambiente es algo alta, sino podéis taparla y dejarla fuera de la nevera.
Los horneamos a 180°, durante unos 20 minutos aproximadamente. 
Como cada horno es distinto en su funcionamiento, recordar comprobar que están echos antes de sacarlos del horno, pinchando con un palito en el centro.

Una vez listo, los iremos dejando sobre una rejilla unos 5-10 minutos, hasta que pierdan un poco de temperatura, después les quitamos el molde y los colocamos sobre la rejilla, esta vez boca abajo, hasta que terminen de enfriarse.

Para el bizcocho en molde de 17 cms:
1 Yogur Griego
4 Huevos camperos
160 gr Azúcar blanca
100 ml Aceite de Girasol
300 gr Harina de repostería
1 Sobre de Levadura en polvo
Un poco menos 1/2 Cucharadita de sal
1 Cucharada de Vainilla Bourbon en pasta de Home Chef

Para elaborar estos 3 bizcochos, seguiremos las mismas indicaciones que con los anteriores.

Una vez listos todos los bizcochos, prepararemos el Almíbar de Vainilla y la Ganache de Chocolate.

Almíbar de Vainilla
500 ml Agua
350 gr Azúcar blanca
3 Cucharadas de Vainilla Bourbon en pasta de Home Chef

Ponemos todos los ingredientes en una cazuela y llevamos a ebullición, a partir de ahí contamos 5 minutos y retiramos del fuego, dejando enfriar.

Ganache de Chocolate
1.250 gr Chocolate para postres Nestlé
850 ml Nata 35% mg

Echamos la nata en una cazuela a fuego suave y llevamos a ebullición. Picamos el chocolate con un cuchillo sobre una tabla de cortar y cuando la nata comience a hervir, apartamos la cazuela del fuego y añadimos el chocolate.
Con unas varillas removemos bien, hasta que el chocolate se haya disuelto por completo.
Dejamos enfriar la ganache.

Montaje
Para ello necesitaremos una base gruesa sobre la que irá la tarta y una base fina sobre la que montaremos el piso de arriba de la tarta.
Con todos los ingredientes listos, lo primero que haremos será sobre la base gruesa, poner un poco de ganache para que este actúe a modo de pegamento en el bizcocho y este no se nos mueva.
Colocamos el primer bizcoho, siempre boca abajo, para que la parte más recta, que es la de abajo, nos quede arriba, y con una brocha vamos bañando el bizcocho con el almíbar, sin excedernos para que no nos chorree el bizcocho.
Una vez listo, echamos una capa generosa de ganache sobre el bizcocho y colocamos el segundo bizcocho.
Esto los haremos con los tres. Y una vez listos, nos queda cubrir los bizcochos todo alrededor y la parte superior con el ganache. Cuando esté listo el primer piso de la tarta, a la nevera.

Haremos exactamente los mismo con los bizcochos pequeños del segundo piso, utilizando esta vez la base fina, sobre la que los iremos colocando. Y de nuevo a la nevera.

De esta manera la ganache endurecerá y nos será más fácil a la hora de colocar el fondant sobre ella.

Fondant
Para forrar ambos pisos de la tarta he necesitado:
Para la grande: 1.200 gr Fondant Blanco*
Para la pequeña: 900 gr Fondant Blanco*

* El fondant, como todo lo demás, lo compro en Dulces con Arte, aunque no me pilla muy cerca, pero me encanta el trato que te dan, los consejos,.....todo, ¡son geniales! En especial Sonia, que la conozco de hace un tiempo y es una artista de las Tartas y sino....mirar su blog El dulce blog de Noraa.

Seguimos....
Para trabajar el fondant, lo primero tener la mesa de trabajo bien despejada y limpia.
Sobre esta espolvoreamos con la ayuda de colador pequeño, maicena.
Sacamos el fondant de la bolsa y con las manos comenzamos a amasarlo para que coja temperatura, pues según lo sacamos tienda a estar un poquito duro, y con el calor de nuestras manos, lo hacemos más manejable.
Formamos una bola y la colocamos sobre la mesa de trabajo espolvoreada con la maicena.
Con el rodillo (mejor de plástico y cuanto más largo mejor) vamos estirando el fondant, como si de una masa se tratase. Deberemos dejar uno 0,5 mm de grosor aproximadamente y un truco para saber cuanto estirar...
Medir la tarta el altura y anchura. Sumar dos alturas más anchura y esa será la medida que tendrá que tener nuestro fondant, para que al colocarlo por encima, nos llegue hasta abajo por todos los bordes para cubrir la tarta.
Para levantar el fondant de la mesa y pasarlo sobre la tarta, nos ayudamos del rodillo, colocando este debajo del fondant por un lado, levantamos y colocamos sobre la tarta, que ya tendremos fuera de la nevera y al ladito del fondant, ¡que no queremos pasear con el fondant por toda la cocina! jajaja

Ahora con las manos y paciencia.....mucha paciencia, vamos pegando el fondant alrededor de la tarta, y para ello y que no nos salgan volantes que se convertiran en arrugas, vamos separando y estirando un poquito el fondant, para que nos deje pegarlo bien por todos los lados a la tarta.
Y ya tenemos listo el primero piso, ahora repetiremos la "jugada" con el segundo piso.

Una vez forradas de fondant, a la nevera. Tenemos que recordar que contiene Nata, un alimento perecedero, por lo que hasta (ahora en invierno) 1 hora u hora y media antes de consumirla, que sacaremos de la nevera.

Para decorarla, en esta ocasión, yo he teñido con colorante de Sugarflair el Fondant blanco para hacer los colores, pero podéis comprarlos ya echos, y podéis ayudaros de diversos cortadores y utensilios que existen en el mercado de la repostería, para decorarla.

Si queréis sacar los colores vosotros mismos, es tan sencillo, como coger un trozo de fondant blanco, de la cantidad que mas o menos vayáis a utilizar y con la punta de un cuchillo cogéis un poco de colocante que pondréis en el fondant y con las manos ir haciendo como una especie de amasado, para que el colorante llegue a teñir por completo todo el trozo de fondant. 
Pero ¡ojo!...los colorantes tiñen muchísimo, por lo que os aconsejo que echéis nada y menos al fondant, pues mejor quedarse corta e ir añadiendo, que pasarse y no poder solucionarlo!

Para decorarla, yo he utilizado unos cortados de estrellas y otro de ondas, para las que lleva alrededor.
Para pegar el fondant que utilicéis en los adornos de la decoración, hacerlo simplemente con un pincel y mantequilla. Agarra perfectamente!

♥ Consejo: Para que el primer piso de la tarta aguante el segundo piso sobre ella, utilizaremos los palitos de los cake pops, los cuales cortaremos a la misma medida que la altura del primer piso. Después colocaremos uno en el centro y cuatro alrededor de este, dejando una distancia que calcularemos más o menos teniendo en cuenta el diámetro de la arriba, para que la sujete bien.
Después podemos colocar el segundo piso sin miedo ya, de que se nos hunda el primero! ;)
Aunque os recomiendo que lo coloquéis en  el momento en que vayáis a lucirla para después comérosla! Para que os hagáis una idea, yo nunca monto un piso sobre otro hasta llegar al lugar y un momento antes de sacarla.


Bueno, ya sé que el post de hoy, ha sido un poco largo, pero espero que os haya gustado y sobre todo que os sirva por si en alguna ocasión os apetece preparar una tarta así!
Nos vemos pronto con nueva receta ;)
¡Ser felices!

Patricia Valdivielso
LA RECETA

6 comentarios:

  1. Que bonita te quedo , seguro que triunfaria seguro besitos

    ResponderEliminar
  2. Se ver súper chula tu tarta.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  3. Te quedó preciosa!! Porque imagino que ya no queda ni las migas.
    Ya sabes... cuando tu sobrino sea más grande puedes enseñarle la tarta por foto :)

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Que tarta tan bonita!!! yo seria incapaz de hacer algo tan perfecto..menos mal que hay manitas como tú ;)
    Muchos besos y feliz final de semana :)

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejarme tu comentario,
me hace una ilusión tremenda recibirlo!
Bss